Construyen «caminos» para la reactivación gradual y segura de la frontera – Frontera Plus

Construyen «caminos» para la reactivación gradual y segura de la frontera

Sector productivo, académico y autoridades de ambas naciones se reunieron en Cúcuta


Por Jonathan Maldonado

La reactivación comercial de la frontera colombo-venezolana sigue en el debate del sector empresarial, académico y por parte de las autoridades de Norte de Santander y del estado Táchira.

Este lunes, 13 de junio, desde el Club Comercio, en Cúcuta, se congregaron representantes de Fedecamaras Táchira, del sector Aduanero y de la Cámara de Comercio, junto a sus pares colombianos, para exponer los caminos más viables que apunten al regreso, gradual y seguro, del dinamismo en frontera.

En el foro, denominado ‘Hacia la apertura económica de la frontera’, Víctor Bautista, secretario de frontera de la Gobernación de Norte de Santander, se encargó de exponer la cronología sobre los acontecimientos más importantes desde el 2015, cuando se dio el cierre de los puentes, y hasta la actualidad.

«El tema fronterizo ha jugado un rol muy importante. Todos apostamos por una frontera legal, ordenada y formal», argumentó Bautista, al tiempo que dejaba claro que, durante 2021, hubo varias reuniones con el mismo fin.

En cada una de las ponencias, se evidenció el optimismo por ver, en corto plazo, las primeras muestras de una verdadera apertura del comercio en la zona.

El alcalde de Cúcuta, Jairo Yáñez, fue el segundo en participar. Durante su intervención, subrayó la necedad de «sembrar migración», la cual consiste en brindar oportunidades sólidas a una diáspora que sigue latente.

Desde la óptica de Yáñez, Cúcuta está en el deber moral y ético de edificar esos espacios para que el migrante también pueda sentirse incluído, y con miras a echar raíces de forma segura.

El cierre de frontera ha afectado a muchos grupos de forma directa e indirectamente, precisó el director del Observatorio de Venezuela en la Universidad del Rosario, Francisco Sánchez.

Sánchez navegó por aspectos sociales que son cruciales para entender los virajes que se han presentado en siete años de bloqueos en los pasos formales.

Los caminos informales, dijo, han estado abiertos y se convirtieron en las opciones de quienes ameritaban ir constantemente a Colombia con los tramos binacionales cerrados.

La posición de arquitectos también se hizo presente en el foro. Para estos profesionales es vital que el ciudadano tenga espacios que humanicen y eviten que sean usados desde lo ilegal. Pusieron como ejemplo La Parada, corregimiento donde el mal manejo ha permitido que impere lo negativo.

Germán Umaña, entretanto, hizo hincapié en que para lograr la integración binacional, se debe partir de una mirada nacional, donde los que administren el país vean la relevancia de permitir un intercambio legal y sano.

Para los presentes en el foro, la reconstrucción de lo destruido, de lo que fue desmoronado desde el 2015, se consigue si aplican las medidas más idóneas.