Lágrimas de felicidad por la reapertura de frontera – Frontera Plus

Lágrimas de felicidad por la reapertura de frontera

Para la comerciante, recibir el año 2023 con el paso de vehículos, de lado y lado, es una gran noticia


Jonathan Maldonado

Quizá uno de los sectores más afectados por el cierre de frontera, en 2015, fue el fabricante de jean. Su rubro, al igual que los otros, sufrió un gran golpe del cual, hasta la fecha, no han logrado recuperarse.

Ana Alvarado es una de las pocas sobrevivientes. Por más de siete años se negó a cerrar frente a unas ventas que bajaban raudamente, al mismo tiempo que la producción.

 

Su negocio está ubicado en la recordada avenida de los jeans, en Ureña. Cada pieza es fabricada por sus empleados. «El año pasado fueron muy difíciles las ventas», subrayó.

Con el inicio del 2023, acompañado de la reactivación del paso de vehículos por el puente internacional Atanasio Girardot, el ánimo, por una posible recuperación de la economía, se reavivó.

«Hoy (martes de 3 de enero), hemos visto bastante carros colombianos en Ureña. A mi negocio llegaron algunos ciudadanos colombianos y compraron», dijo con la emoción tallada en su rostro.

Para la ciudadana le resultó complejo ocultar la alegría que la embargaba. La reflejó con varias lágrimas que surcaron su rostro. No pudo contenerlas.

«Sentí una emoción muy grande. Comenzar el año con esta reapertura es una muy buena noticia», prosiguió con sus ojos aún brillantes por la dicha que hay en su ser por esta nueva etapa para la frontera.

Alvarado tiene más de 22 años dedicada a este rubro. Toda una vida. Es lo que sabe hacer y lo que sigue haciendo pese a los años lóbregos ocasionados por el cierre. «Esperamos que las ventas sigan creciendo en los próximos meses. Hay que seguir luchando por nuestra Venezuela», soltó.

El puente internacional Atanasio Girardot fue inaugurado el pasado 1 de enero. Las expectativas no dejan de crecer en todos los sectores económicos de la frontera.

Se espera también ver el mismo escenario por los puentes internacionales Simón Bolívar y Francisco de Paula Santander, los emblemáticos de la zona, y por donde solo se mantiene el paso de peatones.