¿Qué tan cerca está la reactivación formal de la frontera? – Frontera Plus

¿Qué tan cerca está la reactivación formal de la frontera?

Autoridades venezolanas manifiestan que la reapertura será planificada por etapas


Por Jonathan Maldonado

Tras las recientes visitas al estado Táchira, y específicamente al eje fronterizo San Antonio

-Ureña, de autoridades nacionales y el arribo oficial de los embajadores a Bogotá y Caracas, cabe preguntarse qué tan cerca está la reactivación de la frontera entre Táchira y Norte de Santander.

El exalcalde y analista en temas de frontera, William Gómez, trajo a colación las recientes declaraciones que dieron en frontera los ministros de Industria y Producción Nacional y el de Transporte, Hipólito Abreu y Ramón Velásquez respectivamente, así como el gobernador Freddy Bernal, quienes han asomado una reactivación progresiva, gradual, estratégica, planificada y segura de la zona.

Sin embargo, acotó que del lado colombiano, específicamente en la ciudad de Cúcuta, también se recibieron las visitas de los

ministros del Comercio y del Transporte, Germán Umaña y Guillermo Reyes, respectivamente, así como del embajador Armado Benedetti, quienes manifestaron, más allá de lo comercial, una reapertura a corto plazo humanizada y ajustada a la realidad que se vive por esta zona fronteriza.

«Si bien las declaraciones de las autoridades colombianas nos hacen percibir que quieren una reapertura un poco más rápida, del lado venezolano nos lleva a deducir que la reapertura fronteriza no será tan rápida y total o a corto plazo, como lo anhelamos los habitantes del estado Táchira, ya que la interpretación a estas declaraciones de autoridades nacionales y regionales, dan a entender que será una apertura visionada entre un mediano y largo plazo, la cual se llevará a cabo por etapas», subrayó Gómez.

El exalcalde estima que la reactivación comercial, aduanera entre Colombia y Venezuela, la reapertura del aeropuerto internacional Juan Vicente Gómez, la llegada directa a San Antonio de las rutas interurbanas, el paso de vehículos particulares y de transporte público hacia el hermano país, y viceversa, así como la eliminación de las restricciones que hay en la actualidad para el paso de personas por los puentes binacionales, no será tan pronto, ya que estos puntos, reiteró, serán por etapas, y el tiempo para ello será determinado según los resultados de las reuniones entre las autoridades de Caracas y Bogotá.

«Ya establecidos los embajadores en cada país, se inicia formalmente, hasta ahora, las reuniones entre las autoridades de Estado competentes para cada área, a fin de acordar bilateralmente las fechas e inicio de la reapertura formal fronteriza, que de acuerdo a mi análisis, será de la siguiente manera: etapa 1. Autorización del comercio internacional y operaciones aduaneras. Etapa 2. El paso hacia ambos territorios de ciudadanos sin restricciones de documentos y horarios. Etapa 3. La permisología de vehículos particulares y de transporte público para cruzar de un lado a otro», resaltó.

En este sentido, Gómez insta a las autoridades locales y regionales del Táchira a insistir ante las autoridades nacionales a que tomen en cuenta, para sus decisiones y acuerdos, las realidades de esta frontera, atípica a las demás fronteras del país con Colombia, y no con una visión genérica, desde el gobierno central, o desde Caracas, como siempre ha ocurrido.

Balanza comercial y turística

Una vez se cumplan las primeras etapas de apertura, el analista de frontera señaló que la balanza, en lo comercial, estaría a favor de Colombia en cuanto a la exportación de productos hacia Venezuela, ya que en estos momentos «nuestro país, debido al bloqueo y otros escenarios económicos, no tiene un nivel de producción o una oferta amplia de productos

para la exportación a Colombia; solo estaríamos en la capacidad de exportar, en lo inmediato, algunas materias primas».

No obstante, el sector turístico, dijo, sí tendría una amplia oportunidad de desarrollarse, con especial énfasis en Táchira, siempre y cuando el Estado venezolano permita una mayor flexibilización del ingreso de ciudadanos colombianos hacia el territorio tachirense, y no solo en el eje San Antonio – Ureña, como actualmente se desarrolla.

También hizo hincapié en mantener y seguir insistiendo, ante las autoridades nacionales, en el desarrollo de la Zona Económica Especial de la región andina, ya que para hablar de una zona económica transfronteriza entre Táchira y Norte de Santander, como lo planteó el presidente Nicolás Maduro, deber estar establecida, primeramente, «la nuestra».

Igualmente, el exalcalde recordó la importancia de que se lleve a cabo la reforma de la Ley de Frontera, la cual, acompañada con las firmas y acuerdos de los nuevos tratados binacionales, garantizaría la base jurídica y constitucional para la transformación e innovación de esta nueva frontera de paz, integracionista y humanista.

A modo de colofón, el analista de frontera manifestó la necesidad de que la embajada de Colombia no deje por fuera la apertura nuevamente de la oficina consular de la república de Colombia, en San Antonio del Táchira, ya que antes del cierre de la misma, esta oficina era la que más movimiento de asistencia de casos o servicios consulares tenía a nivel nacional, para los colombianos que hacen vida en territorio venezolano y, además, es necesaria para algunos trámites que se requieren para la certificación de documentos para efectos de comercio internacional y aduanero.