Sin detenerse el tránsito peatonal y en espera de una reapertura total – Frontera Plus

Sin detenerse el tránsito peatonal y en espera de una reapertura total

La reactivación de la frontera, de acuerdo con lo que han dejado entrever las autoridades, sería gradual


Por Jonathan Maldonado

El tweet que lanzó el presidente electo de Colombia, Gustavo Petro, pocos días después de su triunfo electoral en el vecino país, sigue creando muchas expectativas en torno a cómo se dará la tan anhelada reactivación.

Una frase corta, como es costumbre en esta red social, pero cargada de noticia, reavivó las esperanzas en comerciantes, empresarios y sociedad en general de ambas naciones, en especial de Táchira y Norte de Santander.

Persiste la expectativa por el mes de agosto. (Foto: J. Maldonado)

En los últimos encuentros que ha habido entre autoridades y sector productivo de frontera, teniendo como base el pronunciamiento de Petro y el espaldarazo del presidente Nicolás Maduro, se ha dejado por sentado que la reapertura sería gradual, por pasos.

En esos tiempos, entra qué función va a cumplir cada puente: Simón Bolívar, el más emblemático; Francisco de Paula Santander y el de Tienditas, aún sin estrenar desde que fue culminado por convenio entre los dos países.

Lo que sí se  ha repetido, en diversos escenarios, es que a partir del 8 de agosto, un día después que el izquierdista Petro tome posesión de la Casa de Nariño, arrancaría el entendimiento para el trabajo mancomunado de la reapertura.

Las fases en las que se daría esta reactivación aún no están muy claras, pues hay ciertos puntos a evaluar como la ruta en la que, por ejemplo, transitarían los camiones de carga pesada, sobre todo del lado venezolano, donde se ha registrado un deteriorado a gran escala de las vías terrestres.

El ciudadano de a pie, entre sus dudas y escepticismo, ha reiterado su inconformidad con la construcción de dos túneles en el puente Simón Bolívar, lado venezolano, trabajos que, en los últimos días, han estado paralizados, pues, al parecer, no han llegado los techos para finiquitar la obra, la cual contaría, según se conoció, con un sistema para medir la cantidad de gente que transita a diario por este punto.

Analistas y empresarios han recalcado que los tres pasos formales están aptos para el cruce de vehículos. No obstante, queda por saber qué puente sería usado para los vehículos de carga pesada y cuál tramo para los particulares y transporte público y, sobre todo, las fechas para cada uno.

Otro punto que también tiene cierta opacidad, es el futuro de las trochas; qué rol van a jugar tras la reactivación de lo formal. ¿Seguirá pasándose cierta mercancía por estas rutas irregulares o, por el contrario, se va a combatir, desde lo legal, ese escenario?

«Yo prefiero esperar. No me hago ilusiones de lo que va a pasar en frontera», resaltó María Pinto a diario La Nación. «Yo soy como Santo Tomás… ver para creer», soltó con una sonrisa que denota un punto sarcástico ante la interrogante de qué cree que puede pasar después del 7 de agosto.

«En esta frontera han pasado tantas cosas, y todas en detrimento del ciudadano de a pie, que prefiero solo observar y que las buenas noticias nos sorprendan, joven», prosiguió la dama.

El sol abrasador del puente se hace sentir este domingo, 24 de julio. Pinto apuraba el paso para alcanzar a su esposo mientras iba respondiendo cada pregunta.  «¿Quién no anhela ver este puEnte como antes, repleto de carros?», indicó como su última intervención.

Seguro, después del 7 de agosto, muchas dudas serán dilucidadas, y otras, seguirán a la espera de una respuesta oportuna y rápida.