«Urge blindar al Táchira con la reforma de la Ley de Frontera y la creación de su reglamento» – Frontera Plus

«Urge blindar al Táchira con la reforma de la Ley de Frontera y la creación de su reglamento»

El excalde William Gómez también instó a los diputados de la AN a crear el reglamento de la Ley de Zonas Económicas Especiales 


Por Jonathan Maldonado

El camino más importante para la reactivación económica y formal de la frontera, con la hermana república de Colombia, inicia con la restructuración y actualización de las bases legales que rigen para la toma de decisiones, desde el poder central, sobre los territorios fronterizos del país.

El aporte lo hace el exalcalde del municipio Bolívar, William Gómez, tras las más recientes reuniones, foros y visitas que han sostenido organismos y autoridades con representantes del sector productivo – empresarial y académico de ambas naciones, en la búsqueda de la tan vital y necesaria reapertura formal de la economía y comercio, así como la dinámica natural fronteriza entre el estado Táchira y el departamento de Norte Santander, la cual es atípica y diferente a las demás fronteras con el vecino país, Colombia.

«Estas dos regiones se ven afectadas cada vez que a nivel central — Caracas y Bogotá– se emanan directrices y decisiones, que perjudican el dinamismo natural de esta zona fronteriza, pues no toman en cuenta las consecuencias, principalmente humanas, sociales, culturales y económicas que se desencadenan con estos cierres binacionales», recalcó Gómez.

En este sentido, el exalcalde precisó que para blindar la frontera y la soberanía del país, jurídicamente, y para que a futuro no se repitan estos escenarios tan drásticos, urge que los diputados que representan al Táchira en la Asamblea Nacional (AN), promuevan, lo más pronto posible, la reforma de la Ley Orgánica de Frontera y la creación de su reglamento, los cuales entraron en agenda legislativa, para su discusión, en el año 2021, y a la fecha no se ven avances de la reforma.

«La actual ley fue promulgada en su momento por el entonces presidente Hugo Chávez Frías, quien, por vía decreto, la aprobó», resaltó al tiempo que señaló que la misma, a su juicio, fue hecha bajo una visión y enfoque muy militarista, dejando a un lado los aspectos humanos y sociales que se viven en la zona fronteriza.

Agregó que otro de los puntos que ve débiles en la ley es que es muy genérica, pues no toma en cuenta que la frontera Táchira – Norte de Santander es atípica y diferente al resto de las fronteras terrestres del país, primero por su gran dinamismo, tanto en movilidad humana como en comercio internacional, y segundo por la proximidad del asiento poblacional que hay en el territorio, donde solamente es dividido por la línea limítrofe natural del río Táchira.

Para Gómez, otra de las deudas legislativas de la AN es la promulgación del reglamento de la Ley de Zonas Económicas Especiales, en el cual el estado Táchira cuenta con dos de estas zonas: Eje San Antonio del Táchira – Ureña y Zona Industrial en La Fría.

«La promulgación del reglamento de esta ley daría un reimpulso de gran importancia para el desarrollo comercial e industrial de la zona fronteriza», subrayó el excalde.

Frente a estos escenarios, Gómez insta a los actuales diputados de la AN, que representan los municipios y estados fronterizos del país, a agilizar la reforma de esta ley y la creación de sus reglamentos, que incluyan el aspecto especial de toma de decisiones y reglamentación sobre la frontera San Antonio del Táchira – Ureña.

«De esta manera estaríamos amparados bajo leyes constitucionales que eviten que futuras decisiones sobre la frontera, afecten su dinamismo y formalidad», reiteró el exalcalde.

Dejó claro que las actuales decisiones, tomadas a nivel central, y que afectan directamente a la zona, convirtieron a la frontera más viva de Latinoamérica, en casi un pueblo fantasma del lejano oeste, golpeando las fuentes formales de empleo y el buen vivir de sus habitantes con los cierres y bloqueos emanados desde el poder central.

«Entre más se cierra y bloquea la frontera, más crece la informalidad por los caminos verdes y queda vulnerable el resguardo de la soberania del país, con fronteras abiertas, hay formalidad y un control total de lo que ingresa y sale del país», apuntó a modo de colofón.